logo-news

Sígueme en Google News

Los verdaderos “dueños” de Lebrija

Lebrija ago. 08, 2021

Si los habitantes del municipio de Lebrija siguen creyendo que el alcalde Luis Carlos Ayala Rueda es un hombre de Dios que llegó a la administración pública para trabajar por el bienestar del pueblo, van a tener que bajarse de esa nube porque no hay nada peor que la verdadera farsa que representa ese mandatario en el ejercicio de su cargo.

En primer lugar todos deben tener claro que la contratación actual, según lo manifiestan varios funcionarios al interior de la alcaldía, estuvo influenciada por Angela María Naranjo Díaz, la sobrina del ex gobernador Hugo Heliodoro Aguilar Naranjo, quien desde la llegada al poder de Ayala Rueda ha manejado a su antojo todo lo que pasa al interior del palacio municipal. Una de las mejores muestras de esa posible manipulación, se encuentra en el contrato entregado a dedo al interior de la Empresa de Servicios Públicos Domiciliarios de Lebrija E.S.P al consorcio denominado Ingeniería Futurista, integrado por Jesús Pedro Nel Serrano Meneses (15%) e Ingeniería Futurista S.A.S. de propiedad de Roberto José Rodríguez Serrano (85%) para la reposición del alcantarillado de la Carrera 11 del municipio por un valor superior a los 700 millones de pesos y un plazo de 23 días, plazo que hasta la publicación de este escrito ya va en más de 170 días y aún no se termina (👉🏼 ver prueba).

Estos dos contratistas son conocidos por el proceso fiscal que se les adelanta por más de 2.838 millones de pesos por las irregularidades en la construcción del edificio de la Empresa Pública de Alcantarillado de Santander S.A. (👉🏼 ver prueba). Roberto Rodríguez fue uno de los mayores contratistas de los ex gobernadores Hugo Heliodoro Aguilar Naranjo (Construcción del Panachi) y Richard Aguilar (Cerro del Santísimo) destacándose siempre por los atrasos y sobrecostos de sus obras.

Estos son los mismos que ya están participando para quedarse con el contrato de mejoramiento del palacio municipal por un valor de 833 millones de pesos. Un motivo más que suficiente para que los concejales del municipio se despierten y comiencen a ejercer el control político que les corresponde, porque lo que viene a continuación es mucho peor que esto.


El abuso de “los españoles”

Los dineros de esta administración los están desapareciendo a puchitos a través de convenios interadministrativos con la Empresa de Servicios Públicos Domiciliarios de Lebrija, convenios que ya alcanzan una suma superior a los 5.507 millones de pesos desde que Ayala es alcalde (Convenios 111, 336, 339, 385, 388 y 389 de 2020 y 196 y 334 de 2021). Pero el problema no son los convenios, son las personas naturales y jurídicas que se están aprovechando de ellos para favorecer sus propios intereses de la forma más descarada del mundo en perjuicio de los más pobres del municipio.

Año tras año todos los santandereanos vemos la crisis de agua que se vive en Lebrija, pero contradictoriamente cada año se aprueban más parcelaciones, proyectos de vivienda y planes parciales que expanden el perímetro urbano agravando aún más el problema.

Los beneficiados con esta situación son los señores Marcos Hernández Bernal, Luis Antonio Hernández Bernal, Mauricio Eugenio Cardenas Lara y sus empresas denominadas Grupo Empresarial Orbis S.A.S., Área Inversiones S.A.S., Grupo Hercar, Grupo Hercar La Renta S.A.S., M2L Constructores y la sociedad Jholu S.A.S. de propiedad de Ingrid Johanna Giraldo Rojas, la esposa de Luis Antonio Bernal (👉🏼 ver prueba).

Estos personajes, conocidos por todo el pueblo como “los españoles”, han tenido un crecimiento empresarial vertiginoso gracias a todas las ilegalidades para las que se han prestado alcaldes, secretarios de planeación y curadores urbanos tanto en Lebrija como en Girón. Si no fuera por todos esos actos administrativos presuntamente infestados de corrupción sobre los cuales se fundamentan sus loteos y parcelaciones, cada uno de esos proyectos no serían otra cosa más que urbanizaciones piratas adornadas por fachadas mentirosas sin ninguna posibilidad de desarrollarse por la falta de servicios públicos que al día de hoy todavía no tienen.

Las mañas de estos “constructores” rayarían el ámbito penal si se logra demostrar que a los servidores públicos los convierten en socios de sus empresas a través de posibles testaferros que no tienen ni la más mínima posibilidad de demostrar el origen de sus dineros.


¿Testaferros por licencias?


La historia comercial del Grupo Empresarial Orbis S.A.S comenzó el mes de enero del 2015 cuando “los españoles” constituyeron una empresa denominada ML Hernández S.A.S, la cual pasó a llamarse Ramar S.A.S. y posteriormente terminó conociéndose como Grupo Empresarial Orbis S.A.S. Esta compañía se encuentra vendiendo al día de hoy un proyecto conocido como Vista Real en la Vereda El Carrizal sobre el sector aledaño al Aeropuerto Internacional Palonegro ubicado en el municipio de Lebrija gracias a la expedición del Decreto 234 del 27 de diciembre de 2017 conocido como Plan Especial Rural, el cual fue proyectado por la Secretaría de Planeación cuando su secretario era Oscar Alberto León Chacón, el ex candidato a la alcaldía de Girón (👉🏼 ver prueba).

Lo que genera suspicacias frente al tema, es que Oscar Alberto es el tío de Rafael Chacón Durán, quien el 12 de abril de 2016 fue nombrado gerente de Orbis y el 1 de abril de ese mismo año terminó comprando el 50% de la compañía por un valor de 100 millones de pesos (👉🏼 ver prueba), acciones que le fueron vendidas el 26 de septiembre de la misma anualidad a Luis Gabriel Corzo Corredor, quien resultaba siendo el esposo de la prima de Oscar Alberto (👉🏼 ver prueba).

Lo curioso de todo esto es que este mismo ex Secretario de Planeación también tuvo a su cargo la aprobación técnica del proyecto inmobiliario conocido como Ruitoque Park House, donde uno de los socios de esa parcelación también terminó traspasando la propiedad de un predio a nombre de su tío Rafael Chacón Durán. Es decir, por cada Plan Especial Rural que Oscar León aprobaba, su tío acrecentaba sus propiedades aún cuando no tuviera como explicar ante la Dian el incremento de su muy patrimonio a la par de las actuaciones administrativas de su sobrino.

Otra razón más para que los gironeses entiendan que este personaje no es una opción sana para dirigir los destinos de su municipio. Pero “los españoles” no se quedan ahí, porque sus maniobras van mucho más allá de lo que la gente del común percibe.


La generosidad de un alcalde descarado

“Los españoles” saben perfectamente que su poder económico es suficiente para manejar el poder en un pueblo como Lebrija, razón por la cual el alcalde Ayala Rueda cayó en la estupidez de aceptarles el apoyo durante su campaña hasta el punto de haberse ido a vivir a uno de los apartamentos de propiedad de estos mismos. Es por ello que hoy se percibe con facilidad la manipulación que han tenido los procesos contractuales en favor de las empresas de estos personajes.

Los contratos que se han ganado durante el 2020 y 2021 son el mantenimiento y adecuación de los escenarios deportivos públicos del municipio por valor de 193 millones de pesos (👉🏼 ver prueba); el mantenimiento, adecuación y rehabilitación de andenes y espacio público por valor de 241 millones de pesos (👉🏼 ver prueba); el mantenimiento, limpieza y rocería de la red vial terciaria por un valor de 24 millones de pesos (👉🏼 ver prueba); el servicio de retiro de escombros del material vegetal en la represa piedras negras por valor de 57 millones de pesos (👉🏼 ver prueba) y en conjunto con todo esto tienen la construcción del sistema subterráneo de agua para el abastecimiento del acueducto del casco urbano con la perforación de dos pozos por un valor de 955 millones de pesos con un plazo de 25 días en el cual ya llevan 240 días y contando (👉🏼 ver prueba).

Pero como si esto no fuera suficiente, el alcalde Ayala en su infinita bondad decidió contratar como abogado de la Oficina Asesora de Planeación y Ordenamiento Territorial a Eustorgio Torres Mantilla (👉🏼 ver prueba), el abogado de confianza (👉🏼 ver prueba) de “los españoles” quien sin recato alguno colocó como referencia en su hoja de vida todas las certificaciones de las empresas de estos mismos personajes (👉🏼 ver prueba)

¡Qué maravilla! Los mayores constructores del municipio tienen su propio abogado al interior de la Oficina de Planeación junto a un alcalde que les entrega la contratación pública para que ellos mismos perforen los pozos de donde se les surtirá el agua que necesitan en sus proyectos de construcción mientras los pobres siguen buscando el líquido en baldes ¡Que alcalde tan generoso el que eligieron en Lebrija! Los espero la próxima semana.”

Óscar Jahir

Un periodista de investigación indaga, descubre y destapa lo que funcionarios, empresarios o personas del común buscan ocultar con artimañas. Este es un ejercicio necesario en Santander.

¡Genial! Te has suscrito con éxito.
¡Genial! Ahora, completa el checkout para tener acceso completo.
¡Bienvenido de nuevo! Has iniciado sesión con éxito.
Éxito! Su cuenta está totalmente activada, ahora tienes acceso a todo el contenido.